La vida de los vinos

vidavino

Los vinos son materia viva, sustancias que envejecen como nosotros mismos. Por ello, a la hora de hacer una guarda, hay que tener en cuenta varios factores que hacen sea menor o mayor el tiempo que podamos conservarlo… LA VIDA DEL VINO.

La vida útil de todos los vinos viene dada por una curva de vida. La evolución estará dada por múltiples factores y podemos decir que cada perfil de vino tiene una vida predeterminada.

Y qué hay en eso de… Tengo una botella guardada…!!! Lo importante es aclarar que por más que sea vieja esa botella no quiere decir que no haya pasado su punto óptimo de consumo. Por esto, para guardar una botella tantos años, hay que saber de antemano cuál será la evolución de su contenido, y así beberla en su mejor momento.

Cada vino de cada zona o región tienen sus propias evoluciones. Por ello vamos a ver pautas generales que nos ayudarán a saber cuánto podemos guardar un vino en la bodega.

Interesante…¿Vamos a averiguarlo?

Una característica de todos los vinos es el rápido deterioro, una vez se pasa el umbral del momento justo para su consumo, pierde el sabor de forma rápida. Quiere decir esto que el vino se torna ácido y de sabor más o menos agradable. Si lo tomamos en esta fase no nos hará daño pero no disfrutaremos de sus cualidades. En estos casos se hablará de vinos “acabados” o “evolucionados”.

Podemos valorar el vino siguiendo dos parámetros importantes: el tiempo y la calidad. En las curvas resultantes vamos a encontrar que la calidad es constante en un punto máximo durante un período, tras la cual la calidad desciende rápidamente.

Por ejemplo si hablamos de un gran reserva su curva de vida llegará a un máximo y se mantendrá durante un período para luego decaer, esto hará que si lo consumimos fuera de este punto máximo de calidad, nos encontraremos con un vino demasiado astringente y no será redondo en boca. Lo mismo ocurrirá con otros tipos de vinos.

Por esto último podemos decir que para cada vino y denominación existen unas pautas generales acerca de si se puede guardar y durante cuánto tiempo.

Blancos

blanc 

Rosados

 rosados1

Tintos

 Tintos1

Espumosos

 espumosos

Por último, no podemos olvidar que un vino viejo acabado no es mejor que un joven en su máxima plenitud, debemos recordar que cada uno tiene su punto máximo de evolución y por ende su momento óptimo de consumo a partir del cual el vino empezará mermar.

Y por otro lado, el frío alarga la vida, esto quiere decir que la temperatura marca las evoluciones de los vinos. Por ello, si en bodega la temperatura es alta, estaríamos acortando la vida útil del vino, pero si por el contrario encontramos esa frescura necesaria en el espacio estaríamos alargando la vida.

Debemos tener en cuenta factores en su conservación que hacen podamos cuidar al máximo la vida de nuestros vinos…

 

Preparados, vinos…Experiencias!!!

Anuncios

¿Cuál es tu sensación con este Buche? Deja tu comentario...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s